Este post, no se trata de hacer un alegato de que todos los empresarios son “malvados” y “exclavistas”, sino que dentro de un grupo muy heterogéneo, se encuentran, en puestos de alta representatividad, empresarios que no son HONRADOS, ni HONESTOS.

El ex presidente de la CEOE y ex dueño de Grupo Marsans Gerardo Díaz Ferrán ha sido detenido esta mañana en su domicilio de Madrid en el marco de una operación relacionada con presuntos delitos de blanqueo de capitales, alzamiento de bienes y ocultación de bienes, según fuentes policiales.

Sin embargo, no es primer empresario relacionado con la CEOE, que resulta “presuntamente” acusado por los juzgados de actos no legales. Ya he mencionado el caso de Arturo Fernández, hace un par de meses con sentecia, por modificar las condiciones laborales de forma injustificada.

Desde este post, lo que se quiere hacer o intentar, es modificar la conducta de los empresarios, desde el punto de vista de intentar lograr maximizar el beneficio empresarial de sus propias empresar, en vez de que parece ser su objetivo, que es maximizar su propio beneficio personal, incluso a costa de sus propias empresas empresas.

Además, dentro del mundo empresarial de España, que hay ejemplos donde el objetivo de lograr que la empresa logre su máximo beneficia, beneficia también a sus propietarios.

Anuncios